28 mayo, 2021

Día mundial del juego

por Erik Carranza L. | @SA_Anonima

 

El chapulín de Lance Wayman

El chapulín de Lance Wayman revisitado por Anónima

 

 

¡ya están a la venta los juegos infantiles con tecnología anti COVID: juegos mas seguros, libres de virus y bacterias con micro partículas de cobre!

 

El otro día, recorriendo parques y jardines, llegamos hasta el Hotel Presidente en Polanco a ver el chapulín de Lance Wyman y decidimos vivir la experiencia recreando esa imagen donde tres niños escalan y usan el juego: una niña ha logrado subir por completo, está sentada en la parte posterior del chapulín, otro más está intentando pararse en el lomo y otra niña está de espaldas apoyando su pie izquierdo en el ojo del chapulín para dar un último impulso, el chapulín se ve demasiado alto para esa edad. ¿Qué habría de malo usar un juego que está diseñado para eso? 

Saltamos la cadena que interrumpía el paso y corrimos a jugar. ¡Las luminarias son las mismas! Sólo dos alcanzamos a subir, uno apoyándose en la parte central del chapulín casi logra llegar a su lomo; la otra, se conformó con subir sus pies en los pies de éste y sostenerse con sus manos de la parte posterior; la escala ha cambiado, el chapulín se ha vuelto alcanzable; los demás nos quedamos en el intento porque la seguridad del hotel nos advirtió: ¡hey bájense, no está permitido subirse! No pudimos seguir jugando con el chapulín, otra manera de decirlo: ¡hey, no está permitido jugar! Al menos nos atrevimos a volvernos niños…

Pero hay otras construcciones de mobiliario infantil animal en la ciudad con los que sí se puede jugar, como el pez diseñado por  Pedro Miret, o el otro pez diseño de Teodoro González de León. También Alberto Peréz Soria diseñó un pez y muchos otros animales de concreto, como un león, un panda, un carnero, un hipopótamo, un búfalo, un camello, una jirafa, una tortuga, un orangután, un caballo, un rinoceronte y un elefante. Fabián Medina Ramos y Alejandro Zohn también diseñaron un elefante, un oso, un rinoceronte, una jirafa, una llama y un castor

Animales que nos recuerdan a un zoológico al que dejamos de ir porque no nos gustaba ver encerrados a los animales, tristes, moviéndose lentamente. La última vez que fuimos a uno, un 30 de abril de 2017, un venado albino nos saludó con un movimiento en forma de ocho que hacía al caminar. Dibujaba un infinito con su cuerpo en el aire y en el piso, su cabeza subía y bajaba intentando describir algo. Ese día nació la sociedad protectora de animales de concreto, de esa tristeza de ver su movimiento surgió una idea de conservación de esos animales estáticos que están en los parques, que son al mismo tiempo jirafas-cebras, elefantes rosas, camellos negros o pandas que pueden abrazarnos.

En esta sociedad protectora de animales de concreto queremos protegerlos, mas no limitarlos en su uso.

 

 

Hoy, 28 de mayo de 2021, que se celebra el día mundial del juego —propuesta elaborada por la doctora Freda Kim, en su momento presidenta de la Asociación Internacional de Ludotecas (ITLA), en abril de 1998—  y a más de un año de seguir encerrados, cabe reiterar esa y otras preguntas que nos cuestionamos frente al chapulín de Lance Wyman. ¿Qué sigue habiendo de malo en usar un juego que está diseñado para eso? ¿Por qué las autoridades se tardaron tanto en abrir los parques, plazas, jardines y áreas recreativas y lúdicas durante la pandemia, si estos espacios son justamente los que mejor promueven la salud? ¿Por qué la sociedad y las familias permitimos la falta de apertura de estos espacios para nuestra población infantil? ¿Por qué la máxima innovación son los mismos juegos genéricos con tecnología anti COVID, ahora pasados por gel antibacterial? Seguimos pensando que las cosas van a cambiar post pandemia pero los cambios aún no han sido positivos en el espacio público-lúdico.

 

 

Hoy que entendemos que el juego promueve la salud física, mental, emocional y social no sólo para la población infantil sino en todas las edades del ser humano, aprovechemos para reflexionar y revisar trabajos como el de arquitectura para el juego urbano, con los lineamientos para diseñar espacios públicos de juego en la Ciudad de México, realizado por el extinto Laboratorio para la Ciudad. Aprovechemos también para pensar en el daño a la salud que las autoridades de la ciudad causan con la falta de toma de decisiones, no considerando a la población infantil. Desde nuestra disciplina sí podemos hacer mucho para que las ciudades sean disfrutables para todos. ¡Feliz día mundial del juego para todos!

 

ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR./

Publica

La ciudad [II]

Carlos Tejeda, pintor mexicano, representó en 1947 en una pintura un tramo del Paseo de la Reforma titulándola La ciudad de México allá por 1970. Muestra una ciudad con un entorno desolado: una grieta en el pavimento desde avenida Juárez hasta su cruce con Reforma extendiéndose a la avenida de la República.

Ver más