18 mayo, 2018

Dos historias

por Arquine | @arquine

 

Proyecto: Daniels Building
Arquitectos: NADAAA, Nader Tehrani & Katie Faulkner
Colaboradores: Adamson Associates Architects
Consultores de patrimonio: ERA Architects
Paisajismo: Public Work
Cliente: Universidad de Toronto, John H. Daniels Faculty of Architecture, Landscape and Design
Año: 2018
Superficie: 6,500 sqm
Costo: $69 millones de CDN
Ubicación: Toronto, Canadá
Fotografía: John Horner


La nueva sede de la Facultad de Arquitectura, Paisaje y Diseño John H. Daniels en la universidad de Toronto es un centro de educación, investigación y divulgación centrado en la creación de ciudades más ecológicas, más bellas y socialmente sostenibles. Recientemente acabado, el Edificio Daniels, ubicado en One Spadina Crescent y diseñado por la firma de arquitectura NADAAA, en colaboración con Adamson & Associates, los arquitectos consultores de patrimonio ERA y los arquitectos paisajistas Public Work, recibió esta semana un evento de gala con la conferencia magistral de Balkrishna Doshi, premio Pritzker 2018.

Como una fusión de la arquitectura de los siglos XIX y XXI, la historia del edificio Daniels transmite una narrativa paralela a la historia de la ciudad de Toronto. El sitio, situado dentro de una gran rotonda, comenzó como un promontorio con vistas al lago, una de las pocas pausas en la red de Toronto. El edificio original, de estilo neo-gótico, piadoso y ornamental, fue la primera casa del Knox College, una escuela teológica presbiteriana, diseñada en 1875 por Smith & Gemmell Architects. Posteriormente, el edificio sirvió como hospital militar durante la Primera Guerra Mundial, y como lugar de investigación y fabricación de insulina en los años 60 y 70, para, más tarde, convertirse en una instalación auxiliar y de servicios de la Universidad de Toronto.

Para la intervención, el edificio histórico se redujo a sus raíces, dejando al descubierto las paredes de ladrillo y restaurando los detalles originales, pero incorporando elementos contemporáneos, como arcos de acero o acristalamiento, todo en tonos monocromáticos que ayudan a que el edificio sirva como de telón de fondo para el alumno. Recordando sus orígenes como claustro, el edificio histórico alberga más espacios individuales y tranquilos, incluyendo aulas, espacios para seminarios y oficinas, así como una biblioteca.

Junto a esto, una nueva adición de tres pisos integra espacios más activos y creativos, como estudios, salas y un FabLab. La expansión extiende la forma en «U» del edificio original, para hacer una ruta de circulación cuadrada, con fuertes puntos axiales en todas las direcciones. Los lados norte y sur sirven como caras monumentales, dando a la escuela una presencia importante en la ciudad. Mientras, el eje este/oeste conecta el campus con un barrio residencial vecino.

El nuevo edificio es amplio y luminoso, representado de manera icónica por el Design Studio, con su altísimo techo y sus ventanales, que introducen la luz del sol en la sala principal, creando un ambiente dinámico para grandes conferencias y eventos.


Puedes encontrar este proyecto en nuestra Revista Arquine No.88 enseñar arquitectura.

ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR./

Publica

Origami

Origami es un nuevo desarrollo residencial que comprende doce casas adosadas en la zona norte y noreste de Portland en el vecindario de Piedmont.

Ver más