26 enero, 2020

Casa Martha

por Arquine | @arquine

Nombre del proyecto: Casa Martha
Arquitecto:  Naso | Patricio Aldrett, Julia Ruiz-Cabello
Colaboradores: Aldaba, Nomah
Ubicación: Estado de México, México.
Fecha:
2020
Fotografía: Maureen M. Evans


Tras el sismo de septiembre del 2017, Naso fue invitado por Reconstruir MX a participar en un proyecto para la reconstrucción de 1 de las 50 casas afectadas que fueron seleccionadas para este programa. Cada casa de las seleccionadas involucró a oficinas de arquitectura locales e internacionales al igual que colaboradores y distintas instituciones como: #LoveArmyMexico, Fundación Origen, ¡Échale! a tu casa! Fideicomiso Fuerza México y PienZa Sostenible.

Casa Martha esta localizada entre Malinalco, un sitio arqueológico y turístico y Chalma, uno de los centros de peregrinaje mas importantes de México. El núcleo familiar está conformado por dos padres y sus dos hijos. La madre es una señora mayor que tiene problemas para caminar, mientras que el padre padece de ceguera. Los dos hijos -adultos solteros de alrededor de 40 años- viven con ellos. La situación familiar y las condiciones de sus integrantes, fueron el punto de partida para el proyecto, resultando en tres ideas fundamentales: En primer lugar, generar circulaciones accesibles, eficientes y claras para permitir la independencia de los señores mayores; en segundo lugar, promover las interacción y convivencia entre padres e hijos, respetando la privacidad de cada uno; por último, incluir espacios que abran posibilidades que fomenten la economía compartida y así, facilitar la posibilidad de un ingreso adicional para la familia.  

Casa Martha se decidió desplantar sobre la misma superficie que la anterior, pensando en la estabilidad del terreno, la facilidad para la construcción y la intención de evitar cualquier desnivel en los espacios para cumplir con las necesidades de accesibilidad de los padres. A partir de esto, surgió un volumen principal de planta rectangular, dentro del cual se encuentran los espacios de uso común: cocina, comedor y baño; así como dos recámaras. Una de éstas dos recámaras se pensó para ser utilizada por alguno de los dos hijos, y del lado opuesto a ésta se ubicó la recámara principal, cuyo espacio está enfilado con la cocina y el comedor y cuya puerta está perfectamente alineada con la puerta del baño, permitiendo una circulación directa y sin ningún obstáculo. El núcleo o el espacio público de la casa, puede ser abierto por completo a través de unas puertas corredizas, de manera que el exterior se integre a la casa, que terminará por funcionar como un gran pórtico, permitiendo que sus habitantes se encuentren inmersos dentro del paisaje natural y social que los rodea.

La tercera habitación cuenta con mayor independencia, se encuentra en un segundo nivel al que se accede por una escalera independiente y también puede utilizar la azotea de la casa principal como terraza. Formalmente, la presencia de esta habitación aporta carácter al proyecto a través de una bóveda de concreto que nos remite a las montañas que la rodean, y a la vez responde al clima lluvioso de la zona. Para todos los proyectos de reconstrucción se utilizó el mismo sistema constructivo, basado en un adoblock fabricado en sitio. 

La ubicación de esta casa en particular, resulta muy interesante ya que se encuentra cerca de varios puntos de atractivo turístico. Por esta razón, el hecho de tener la tercera recámara independiente al resto de la casa, permite pensar en un modelo económico que sirva de apoyo para el sustento de la familia como puede ser alquilar esa habitación a través de plataformas o a partir de contratos sociales. Es así como la casa, en un área muy pequeña, tiene la posibilidad de alojar diferentes formas de vida, mientras ofrece un futuro estable, social e independiente a una familia que lo necesita.

 

ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR./

Publica

Casa Naila

Casa Naila cuenta con una plataforma de concreto la cual eleva el suelo por encima del nivel de la arena; el patio es en forma de cruz y tiene cuatro volúmenes de siete metros de altura, con un techo inclinado que enmarca las vistas al mar.

Ver más