26 octubre, 2012

Temporalidades utópicasTemporalidades utópicas

por Arquine | @arquine

There is room enough indoors in New York City for the whole 1963 world’s population to enter, with room enough inside for all hands to dance the twist in average nightclub proximity.

Buckminster Fuller

por Tania Zarak | @Tanialicious

¿Las utopías son extraordinarias? Son bastante ordinarias, como el tiempo. El concepto del tiempo y la idea del futuro continúan siendo, fuera de algunos pensamientos radicales, pilares del imaginario cultural universal. Es así como el arte y la arquitectura se han convertido en poderosas herramientas –y maravillosos juguetes– para la re-imaginación y reconstrucción de estos bastimentos de idearios colectivos.

Dicen los astrólogos que el sistema solar funciona como reloj de cuerda y que nosotros elegimos cuándo nacer; en otras palabras, cada quien escoge su punto de entrada al mundo. Algo similar sucede en Past Futures, Present, Futures, exhibición que estará hasta el 27 de noviembre en el Storefront for Art and Architecture de Nueva York. La instalación, diseñada por Leong Leong y curada por Eva Franch, está formada por un largo muro hecho de lamas o persianas verticales. Estas lamas –como capas metálicas que forman una cortina– toman la función de un espejo ondulante que devuelve un reflejo distorsionado de lo visto. Éstas se mueven al son del viento que corre por la calle de Kenmare como si fueran una cortina de cuentas, aquellas cuentas que dejamos pendientes. Un efecto similar al que probablemente hicieran las astillas del espejo roto de la memoria del que tanto hablara García Márquez.

El muro no reproduce imágenes directas y el visitante decide por dónde comenzar el recorrido. Cada una de las lamas incorpora a un arquitecto de los últimos 200 años, 101 en total, que con visión utópica y futurista ideó un proyecto especulativo, nunca realizado para la urbe neoyorquina del futuro. Siguiendo este linaje con los ojos y las manos se logra reconocer una línea de tiempo aparente, no lineal y sin nostalgia. Se evita a toda costa la nostalgia intrínseca relacionada con el estudio del tiempo. Por eso el título de la muestra: Past Futures. Algunas de las propuestas son el proyecto para hacer unidades habitacionales encima del Puente de Brooklyn (1970), un aeropuerto en los tejados del West Side (1946), una catedral de acero para un millón de personas (1926), un domo de sobrevivencia (1970) y un navío para animales (1995). Cada propuesta fue original y aún invita a reflexionar sobre las actividades, metodologías, agentes, audiencias y deseos relevantes de aquella época.

El arte y la arquitectura se postulan de nuevo como puntos de encuentro muy por encima de la mera producción y contención de capitales. Como en toda exposición moderna, los visitantes interactúan directamente con todo, empezando por escanear con celulares un código de barras impreso en la parte inferior de cada plano. Los celulares despliegan información completa sobre cada proyecto, sobre su autor original y sobre un arquitecto contemporáneo quien, invitado por la misma galería, retomará, reinventará y actualizará cada una de las propuestas, inaugurando así una segunda parte de la exhibición. Algunos de los participantes serán los arquitectos Bjarke Ingels, Christian Kerrigan, Snohetta, Andrés Jaque y Beatrice Galilee.

El proyecto pretende ser parte del futuro, pero con una profunda reflexión sobre el pasado. El pasado no es estático, no está dado. El pasado es una oportunidad, un elemento sobre el cual las posibilidades de generación creativa son infinitas y el futuro es el punto donde las experimentamos. Se trata de una cronotopía como el tiempo en correlación con el espacio; la forma de comunicación y expresividad de una obra de arte con su temporalidad.

© Storefront for Art and Architecture | Naho Kubota | Cameron Blaylock

ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR./

Publica

El discurso de Barragán

Hoy se cumplen 29 años del fallecimiento de Luis Barragán (Guadalajara, 9 de marzo de 1902 – Ciudad de México, 22 de noviembre de 1988).

Ver más
Publica

La arquitectura de la moda

El ‘museo Yves Saint Laurent marrakech’ (mYSLm) está dedicado al trabajo del modista nacido en Argelia. Sus texturas reproducen patrones del mundo de la moda: por fuera, patrones que recuerdan a la trama y a la urdimbre de la tela; al interior, un espacio aterciopelado, liso y radiante

Ver más