Cartografías contemporáneas

18 septiembre, 2012

por Miquel Adrià | @miqadria

El ser humano cartografía el mundo en un intento por captar la realidad en que vive. Desde siempre, los mapas han representado, traducido y codificado todo tipo de territorios físicos, mentales y emocionales. La representación del mundo ha evolucionado en los últimos siglos y, ahora, con la globalización e Internet, se han transformado definitivamente los conceptos tradicionales de tiempo y espacio, así como los métodos de representación del mundo y el conocimiento. Con este cambio de paradigma, los artistas contemporáneos se cuestionan los sistemas de representación y ofrecen  nuevas  fórmulas para clasificar la realidad.

Cartografías contemporáneas. Dibujando el pensamiento —que se expone en el Museo Caixa Forum de Barcelona hasta el 28 de octubre— propone un mapa de las cartografías elaboradas por artistas de los siglos 20 y 21, con el objetivo último de invitar a interrogarse sobre las nociones subyacentes de las representaciones. La exposición está constituida por más de 140 obras —desde mapas y dibujos hasta videoinstalaciones y arte digital— procedentes de los principales museos de arte contemporáneo, donde conviven nombres esenciales como Salvador Dalí, Paul Klee, Marcel Duchamp, Yves Klein, Gordon Matta- Clark o Richard Long; artistas actuales que han subvertido el lenguaje cartográfico, como On Kawara, Alighiero Boetti y Francis Alÿs; junto a documentos reveladores de figuras de otros campos como Lewis Carroll y Carl Gustav Jung.

El ser humano siempre ha necesitado proyectar y construir estructuras para entender el caos de la vida. Los mapas fragmentan la realidad y nos permiten presentarla en forma de tablas. De esta manera, traducimos y codificamos el espacio físico, pero también el conocimiento, los sentimientos, los deseos y las experiencias vitales. Representar la tierra en un plano, proyectar un objeto tridimensional en dos dimensiones,  constituyó  una  formidable  transformación. En el siglo 17 empiezan a dibujarse sobre un plano clasificaciones y fenómenos. Los conocimientos cartográficos se combinan con las habilidades estadísticas. De este modo surgen los mapas de datos, que ayudan a visualizar el conocimiento y lo transforman en ciencia.

Un siglo más tarde, vinculada a la expansión colonial de los países europeos, se desarrolla la cartografía científica. Al mismo tiempo, en los salones franceses —regidos por mujeres— aparecen las cartografías sobre sentimientos. Desde entonces, los mapas representan y hacen visibles todo tipo de territorios físicos, mentales y emocionales. Ya en el siglo 20, la representación del mundo cambió con los adelantos técnicos, como el avión y la fotografía, con lo que se reprodujo la realidad con exactitud. Por otro lado, la comunicación inmaterial —el telégrafo y el teléfono— produjo la crisis del espacio, que también reflejó el cubismo. Con Internet se anulan definitivamente los conceptos tradicionales de tiempo y espacio.

El espacio contemporáneo es heterogéneo: vivimos dentro de una red de relaciones y flujos materiales e inmateriales, pero todavía no tenemos un modelo que represente esa articulación invisible y en red. Vivimos entre lo que fuimos y podemos pensar y lo nuevo que no sabemos representar. Esta exposición presenta un tema de ramificaciones inabarcables. El arte replantea los modelos de conocimiento y propone un mapa —subjetivo e incompleto como todos— de las cartografías elaboradas por artistas del siglo 20 y de la actualidad que nos invita a interrogarnos sobre los sistemas de representación que usamos y las nociones que subyacen en ellos.

© Museo Caixa Forum

Comparte tu opinión.

Name required

Website